Antes de la pandemia, se estimaba que la inversión en patrocinios alcanzara los US$48 mil millones

Marcas y cadenas televisivas viven el impacto del cambio de fecha en las Olímpiadas de Tokio 

24 de marzo de 2020


Tras el cambio de fechas para las Olimpíadas de Tokio 2020, aplazadas al 2021 por el coronavirus, se abrió el debate de qué ocurrirá con la publicidad vendida para el evento deportivo. Anunciantes como Coca-Cola, Airbnb, Nike, Alibaba, Adidas, Bridgestone, GE, Intel, McDonald’s, Omega, Puma, P&G, Samsung, Toyota, Visa, Ajinomoto, EF, Kikkoman y Knt se están viendo afectados por la situación.
 
Antes de la pandemia, se estimaba que la inversión en patrocinios alcanzara los US$48 mil millones, según Sports Pro Media. En el caso de las televisoras que cuentan con los derechos para transmitir las Olimpíadas en EE UU y Europa, ya han vendido la mayor parte de su inventario para esta época del año.
 
NBCUniversal, que cuenta con los derechos de transmisión en EE UU, recibió más de US$1 mil millones en pauta publicitaria por los juegos, pero el CEO de Comcast, Brian Roberts, anunció que cuentan con un seguro, que ayudará a no tener pérdidas.
 
Kasper Rorsted, CEO de Adidas, declaró que con el cambio de fechas para las Olimpíadas y los torneos europeos de fútbol, la compañía puede perder entre US$55 y US$77 millones. “Un impacto marginal debido a la sólida posición financiera de la marca”.
 
Digiday reportó que la cancelación de los eventos deportivos está llevando a las marcas a considerar: redirigir sus inversiones en TV lineal a los inventarios de esas cadenas en streaming, pausar la inversión hasta que se retomen los eventos o buscar la forma de suspender la compra.

https;